Compartir: 
Nuevos estímulos monetarios en la eurozona para combatir una inflación a la bajaNuevos estímulos monetarios en la eurozona para combatir una inflación a la baja

Contra todo pronóstico, el BCE recorta tipos. Redujo el tipo refi y el de la facilidad marginal de crédito en 25 p. b. hasta el 0,25% y 0,75% respectivamente. Mantuvo el de la facilidad de depósito en el 0%. Según señaló Draghi, esta decisión responde "a la disminución de las presiones inflacionistas a corto y medio plazo", que representan un riesgo adicional para el todavía frágil crecimiento de la eurozona, añadiendo que es probable que asistamos a "un periodo prolongado de baja inflación". Volvió a reiterar el compromiso de mantener los tipos oficiales "en los niveles actuales o inferiores durante un periodo extenso" y la predisposición a tomar más medidas expansivas si fuera preciso. Además, la institución extendió hasta mediados de 2015 el régimen de préstamos ilimitados a tipo fijo a los plazos habituales de 1 semana, 1 mes y 3 meses. Señaló que el Consejo no había debatido la conveniencia de nuevas LTROs.

Los mercados acogen sin entusiasmo las medidas del BCE. Los tipos de interés y de la deuda a corto plazo descendieron levemente, desde niveles ya muy bajos con escaso recorrido adicional. Más significativa fue la depreciación del euro. Pero las yields de la deuda a largo plazo apenas se movieron y las bolsas mostraron un comportamiento titubeante. Esta vez, el factor sorpresa no ha sido un revulsivo y buena parte de los comentarios giran sobre el tono pesimista del discurso de Draghi.

Compartir: