Compartir: 
Señales mixtas en la eurozonaSeñales mixtas en la eurozona

El retroceso del PMI de noviembre siembra dudas de nuevo sobre el proceso de recuperación. Destaca el retroceso que se ha producido en Alemania, donde el índice se había mantenido relativamente estable hasta ahora. De todas formas, este dato ha quedado matizado por otro indicador de actividad de la economía alemana: el índice ZEW (que mide las expectativas de inversores y analistas) aumentó de forma inesperada.

La confianza del consumidor sigue sin mostrar la mejora prevista. El indicador de confianza del consumidor disminuyó en noviembre, en contra de las expectativas del consenso. La lenta recuperación de la eurozona no se traduce, de momento, en más optimismo por parte de los consumidores.

El sector exterior está recuperando el pulso. La balanza comercial de la eurozona registró un superávit del 2,5% del PIB en septiembre (acumulado de 12 meses), continuando la mejora de agosto. El avance se debe en parte a los incrementos del superávit de bienes (por la mejora de las exportaciones) y, en menor medida, al de servicios, lo que afianza el papel del sector exterior como motor de la recuperación.

Compartir: