Compartir: 
El PIB moderó su ritmo de crecimiento en el 2TEl PIB moderó su ritmo de crecimiento en el 2T

El PIB moderó su ritmo de crecimiento en el 2T. Así, la actividad creció un 0,6% intertrimestral (2,7% interanual), un ritmo robusto, aunque 1 décima por debajo del experimentado en el 1T. Por componentes, destacó en positivo el repunte de la inversión, que avanzó un 2,6% intertrimestral (0,8% en el 1T). Por el contrario, el consumo privado ralentizó su avance hasta el 0,2% intertrimestral (+0,7% en el 1T), una desaceleración que prevemos que sea temporal ante los buenos datos de sentimiento económico y la evolución favorable del mercado laboral. Por su parte, la demanda externa detractó 0,2 p. p. al crecimiento.

El mercado laboral continúa su avance. En julio, el número de afiliados a la Seguridad Social aumentó en 35.819 personas, un ritmo de crecimiento robusto (3,0% interanual), aunque algo inferior al experimentado en meses anteriores. El número de afiliados progresó positivamente en todos los sectores, destacando especialmente la buena marcha del sector de la construcción.

La inflación se moderó en julio hasta el 2,2%, 1 décima menos que en junio. En la misma línea, la inflación subyacente se situó en el 0,9% (1,0% en junio). La leve moderación se debió, en buena parte, a la bajada en el precio de los alimentos y las bebidas, así como al componente de transportes y ocio.

Prosigue la disminución del superávit por cuenta corriente, que en mayo se situó en el 1,5% del PIB (acumulado de 12 meses), inferior al 1,9% de mayo de 2017. Este deterioro fue causado, en parte, por el encarecimiento del petróleo, aunque también se vio impulsado por el fuerte avance de las importaciones de bienes no energéticos. Asimismo, el superávit de la balanza de servicios también se moderó ligeramente. En este contexto, en junio llegaron 8,5 millones de turistas internacionales, un 1,3% más que en 2017.

La deuda pública aumentó ligeramente en junio. La deuda del conjunto de las Administraciones públicas se situó en los 1.163 miles de millones de euros, lo que representa un incremento del 2,4% respecto a junio de 2017. El elevado nivel de deuda pública, que roza el 100% del PIB, subraya la necesidad de seguir con los esfuerzos de consolidación fiscal.

Compartir: