Compartir: 
También disponible:
Pulso Económico SemanalEconomía europea
Prosiguen las tensiones entre el Gobierno italiano y BruselasProsiguen las tensiones entre el Gobierno italiano y BruselasProsiguen las tensiones entre el Gobierno italiano y BruselasProsiguen las tensiones entre el Gobierno italiano y Bruselas

Prosiguen las tensiones entre el Gobierno italiano y Bruselas. La Comisión Europea envió un aviso a Italia para que revisara el borrador de sus presupuestos para 2019, dado que considera que infringe seriamente las normas fiscales de la UE, y le dio un plazo limitado para ello. En cualquier caso, habrá que esperar hasta finales de noviembre, cuando la Comisión envía su opinión formal sobre los presupuestos a cada Estado miembro, para conocer con más detalle su posición.

El sentimiento empresarial de la eurozona se deteriora, mientras que la confianza del consumidor se mantiene relativamente estable. En concreto, el PMI compuesto de la eurozona, que mide el sentimiento empresarial, pasó de los 54,1 puntos en septiembre a 52,7 puntos en octubre, el registro más bajo desde septiembre de 2016. El descenso fue significativo tanto en el sector manufacturero como en el de servicios. La nueva normativa sobre los vehículos, que entró en vigor el 1 de septiembre y que introduce una regulación más estricta sobre las emisiones contaminantes, y las tensiones comerciales son factores que ayudan a explicar este registro. Por su parte, el índice de la confianza del consumidor repuntó ligeramente en octubre hasta los –2,7 puntos, un registro similar al promedio de 2017 (–2,5).

Mejoran las condiciones de acceso al crédito en la eurozona. Según la encuesta de préstamos bancarios del BCE, en el 3T 2018 la demanda de crédito en el conjunto de la eurozona siguió creciendo en todos los segmentos. Asimismo, tanto los hogares como las empresas se beneficiaron de una mejora de las condiciones de acceso al crédito, gracias a las mayores presiones competitivas del sector y a la disminución de la percepción del riesgo.

Economía portuguesa

Las cuentas públicas siguen evolucionando positivamente. Así, el saldo fiscal del conjunto de las Administraciones públicas se situó en los +1.338 millones de euros en el acumulado de enero a septiembre (criterio de caja), lo que supone una importante mejora respecto al saldo de –570 millones de euros en el mismo periodo de 2017. Dicha mejora se explica por un crecimiento de los ingresos (5,4%) superior al del gasto público (2,2%). En concreto, el buen momento de la actividad económica y del mercado de trabajo contribuyó a la mejora de las cuentas públicas hasta septiembre, principalmente, a través de la recaudación impositiva y por cotizaciones sociales. El gasto, por otro lado, sigue evolucionando por debajo de lo estimado por el Gobierno ante una disminución en los gastos de personal y un bajo grado de ejecución de las inversiones.

La contracción del crédito al sector privado siguió desacelerándose en agosto (–1,4% interanual, sustancialmente por debajo de un año atrás, –4,0% interanual). Ello se debió, en gran medida, a la evolución del crédito para la compra de vivienda (–1,2%), así como al crédito concedido a las sociedades no financieras (–3,8%). Por el contrario, y a pesar de la leve moderación, el crédito al consumo siguió avanzando sólidamente (10,9%), indicativo de la recuperación de la demanda interna.

Compartir: