El déficit de las AA. PP. (excluyendo CC. LL.) supera el 6,0% del PIB hasta junio

El déficit del Estado se situó en el 5,4% del PIB en julio de 2020 (un registro 4,2 p. p. superior al de julio de 2019).

nota breve españa
Dato
  • El déficit del Estado se situó en el 5,4% del PIB en julio de 2020 (un registro 4,2 p. p. superior al de julio de 2019).
  • En el 2T, el déficit del conjunto de las Administraciones públicas (AA. PP.), excluyendo las corporaciones locales (CC. LL.), se situó en el 6,1% del PIB (2,1% en junio de 2019).
  • Con datos hasta junio, la Seguridad Social presentó un déficit del 1,1% del PIB (comparado con un déficit del 0,6% en junio de 2019) y las comunidades autónomas (CC. AA.) registraron un déficit del 0,6% del PIB (comparado con un déficit del 0,7% en junio de 2019).
Valoración
  • Los datos de ejecución presupuestaria muestran, al igual que en los últimos meses, el elevado impacto de la COVID-19 en las cuentas públicas. En particular, el déficit del Estado en los primeros siete meses de 2020 aumentó hasta los 60.413 millones de euros, una cifra un 405% superior a la de julio de 2019 y que representa un déficit del 5,4% del PIB (4,2% excluyendo el gasto en intereses). Este empeoramiento es atribuible, por un lado, a un descenso de los ingresos del 15,8% interanual, derivado principalmente de la reducción de la actividad por la COVID-19. En particular, la caída del consumo ha mermado la recaudación por IVA un 16,4% interanual (algo más suave que la caída del 18,1% de junio debido posiblemente al repunte del consumo en julio), mientras que la recaudación del IRPF y del Impuesto de Sociedades han caído un 29,4% y un 14,0% respectivamente1. Asimismo, los gastos del Estado acumulados hasta julio aumentaron un 21,4% interanual hasta los 156.129 millones de euros. Los mayores aumentos de gasto corresponden a transferencias a las CC. AA. y a la Seguridad Social.
  • Los datos de ejecución presupuestaria consolidados de las AA. PP. (excluidas las corporaciones locales, CC. LL.) hasta junio también muestran un deterioro de las finanzas públicas derivadas de la COVID-19. Los ingresos consolidados de las AA. PP. en el primer semestre de 2020 disminuyeron un 7,5% respecto a junio de 2019. Así, los ingresos tributarios se redujeron un 12,0% interanual, mientras que las cotizaciones sociales disminuyeron un 1,8% interanual. El gasto consolidado de las AA. PP. por su parte ha aumentado muy significativamente en lo que va de año (11,4% respecto al dato de junio de 2019). Este aumento es consecuencia en gran medida del gran incremento en las prestaciones sociales (18,8% interanual) así como del aumento en la remuneración de los asalariados públicos (4,1% interanual). Por otro lado, el entorno de bajos tipos de interés actual aún permitió que la partida de gastos destinada al pago de intereses cayera un 12,4% respecto al registro de junio de 2019.
  • Estos datos muestran el fuerte impacto que la pandemia de la COVID-19 tendrá en 2020 sobre las cuentas públicas. Por un lado, las medidas de distanciamiento social para reducir la propagación del coronavirus tienen un importante impacto sobre la actividad y disminuyen la recaudación tributaria. Por otro lado, las necesarias medidas para apoyar a trabajadores y empresas aumentan el gasto público. Como resultado, prevemos que el déficit público se sitúe alrededor del  13,5% en 2020 y que la deuda pública supere el 120% del PIB. En este contexto, los programas de la UE (se ha confirmado que España recibirá 21.300 millones de euros del SURE para financiar los ERTEs) ayudarán a cubrir las elevadas necesidades de financiación.
  • 1. En el caso del IPRF y sociedades, según explica el Ministerio de Hacienda la gran caída de la recaudación se debe, además del parón de la actividad, a las mayores entregas a cuenta (anticipos de fondos que corresponden por el sistema de financiación autonómica a las CC. AA.) y al mayor resultado a favor de las CC. AA. de la liquidación definitiva de 2018 respecto al ejercicio anterior.