La inflación registra su nivel más elevado desde mayo de 1985

La inflación general aumentó hasta el 9,8% en marzo (7,6% en febrero), tal y como había adelantado el INE el pasado día 30 de marzo. Se trata de su nivel más alto desde mayo de 1985. Por su parte, la inflación subyacente (la general sin energía ni alimentos no elaborados) avanzó hasta el 3,4%. También ha aumentado la proporción de los bienes que presentan una tasa de inflación elevada: el 75% de la cesta ya exhibe tasas de inflación por encima del 2% mientras que un 36% de la cesta ya se encuentra por encima del 5% (véase la sección “El sémaforo de la inflación”). A pesar de que es probable que la inflación subyacente siga aumentando levemente a corto plazo, pensamos que la inflación general puede haber tocado techo, o estar muy cerca de él, este mes de marzo.

Màxim Ventura
Màxim Ventura Bolet
13 de abril de 2022
IPC España
Dato
  • El IPC registró una variación interanual del 9,8% en marzo (7,6% en febrero).
  • La inflación subyacente subió hasta el 3,4% en marzo (3,0% en febrero).
  • La variación intermensual del IPC fue del 3,0% (1,0% en marzo de 2021).
Valoración
  • La inflación general aumentó hasta el 9,8 % en marzo (7,6% en febrero), tal y como había adelantado el INE el pasado día 30 de marzo. Se trata de su nivel más alto desde mayo de 1985.  Por su parte, la inflación subyacente (la general sin energía ni alimentos no elaborados) avanzó hasta el 3,4%. También ha aumentado la proporción de los bienes que presentan una tasa de inflación elevada: el 75% de la cesta ya exhibe tasas de inflación por encima del 2% mientras que un 36% de la cesta ya se encuentra por encima del 5% (véase la sección “El sémaforo de la inflación”). A pesar de que es probable que la inflación subyacente siga aumentando levemente a corto plazo, pensamos que la inflación general puede haber tocado techo, o estar muy cerca de él, este mes de marzo.
  • Tal y como apuntábamos en notas anteriores, el impacto directo de la guerra en Ucrania sobre la inflación española ha sido sustancial. Esto se ha visto reflejado en los componentes más volátiles del IPC: energía y alimentos no elaborados. El precio de los alimentos no elaborados ha avanzado un 6,7% interanual este mes (frente a un 5,0% en febrero). Un avance mucho mayor ha venido de la mano del componente energético (aumento de los precios del 60,9% interanual frente al 44,3% en febrero) debido principalmente a los avances en el precio de la electricidad, con un aumento del 107,8% interanual (80,5% en febrero). Los carburantes y combustibles también han contribuido al avance en el componente energético: sus precios han aumentado un 38,8% interanual frente al 26,9% en febrero. El precio promedio de la electricidad en marzo fue de 283€/MWh. En abril, ambos componentes, sin embargo, probablemente se sitúen por debajo de sus niveles de marzo. En lo que llevamos de mes, el promedio del precio de la electricidad en el pool se sitúa en los 219€/MWh. Los carburantes, por su parte, se han beneficiado del descuento aprobado por el Gobierno. A corto plazo también será muy relevante la propuesta que apruebe la Comisión Europea para limitar el alza del precio del gas que se utiliza para la producción de electricidad resultará crucial.
  • Los elevados precios de la energía y los alimentos han seguido filtrándose a los demás componentes de la cesta de consumo al aumentar los costes de transporte y producción. Esta tendencia, que se podría mantener los próximos meses, ha vuelto a empujar la inflación subyacente al alza. De este modo, el precio de los bienes industriales ha avanzado un 3,2% interanual (frente a 3,0% en febrero) y el precio de los servicios registró un avance interanual del 2,4% (frente al 2,0% en febrero). Por su parte,  el precio de los alimentos elaborados siguió aumentando con fuerza: 6,2% interanual (frente al 5,3% en febrero).
  • Dado que hay tantos interrogantes en el contexto actual (duración  de la guerra en Ucrania, diseño final del esquema de fijación del precio de referencia del gas que se utilitza para la producción de electricidad…) la incertidumbre asociada a cualquier previsión de inflación es muy elevada. Nuestras previsiones suponen que las tensiones relacionadas con la guerra de Ucrania tienden a relajarse en la segunda mitad del año y no incorporan el impacto de los cambios que vaya a aprobar la Comisión Europea sobre el mecanismo de fijación de precios de la electricidad. Por ello, nuestra previsión de una inflación promedio este año del 6,8% es probable que sufra revisiones en los próximos meses a medida que vayamos teniendo más información. 
El semáforo de la inflación
  • La propagación de la inflación al conjunto de la cesta de consumo sigue este mes, aunque modera su ritmo: en marzo el 75% de la cesta de consumo mostró tasas de inflación iguales o superiores al 2% (frente al 73% del mes pasado y el 25% en marzo 2021). Además, la proporción de la cesta con tasas de inflación por encima del 5% alcanza el 36% en marzo (frente a 32% del mes pasado y el 13% de marzo 2021).
  • Al igual que el mes anterior, la subclase de electricidad es la que tuvo la mayor inflación (107,8%) con una contribución de 3,5 p. p. a la inflación general de marzo seguida por los combustibles líquidos (inflación del 83,0%) cuya contribución fue de 0,5 p. p. La contribución total de las 10 subclases con mayor inflación fue de 6,8 p. p. El top 10 de las subclases con mayor inflación siguen siendo mayoritariamente del componente energético aunque también destacan algunas partidas alimenticias.

El semáforo de la inflación

Última actualización: 10 junio 2022 - 12:40

Contribución a la inflación por componentes

Última actualización: 10 junio 2022 - 12:40
Màxim Ventura
Màxim Ventura Bolet
Etiquetas